Cambiar Idioma Español English Pусский

Teléfono del Instituo Pérez de la Romana +34 965 206 059

MORPHEUS 8

En el Instituto Pérez de la Romana presentamos la novedosa tecnología Morpheus 8. Este tratamiento viene a complementar la acción de la técnica Face Tite para el rejuvenecimiento integral de la cara.

El Morpheus 8 es una tecnología en la que se usa como energía la radiofrecuencia (RF) de una forma fraccionada, es decir distribuida en múltiples puntos que se aplican en una misma zona.

a

El aplicador de energía dispone de 24 microagujas que se introducen en el área a tratar a nivel subdérmico para conseguir dos efectos: 1) coagular la grasa; y 2) tensar el tejido conectivo (el tejido fibroso que hay debajo de la piel, es decir colágeno, fibras elásticas y elastina). Con ello se consigue eliminar las arrugas de la piel, las cicatrices de acné y mejorar su textura.

a

También es posible eliminar manchas e irregularidades en la cara, el cuello, el escote, así como otras partes del cuerpo como axilas, rodillas y la cara interna de los muslos. Otra interesante característica en la que Morpheus 8 es útil es en el tratamiento de la hiperhidrosis axilar o exceso de sudoración.

Gracias al calentamiento de la dermis se estimula la reestructuración de la zona tratada y su remodelación debido a la nueva formación de colágeno y fibras elásticas, así como su reepitelización. También se consigue el cierre de los capilares finos superficiales. Todo ello, en conjunto, consigue un rejuvenecimiento de la piel.

Una de las grandes ventajas de este tratamiento es que se realiza de forma ambulatoria. No es una técnica dolorosa. En general no exige más que anestesia tópica. Es decir,aplicar una crema anestésica sobre la piel una hora antes del inicio del tratamiento. En algunos casos es necesario realizar además infiltración de anestesia local. Excepcionalmente, en casos muy extensos y de muchas zonas de la piel a tratar, conviene realizar además una sedación.

El tratamiento suele durar entre media y una hora dependiendo de las zonas a tratar.

Los resultados son apreciables tras un par de días. En ellos, desaparece la ligera inflamación y las pequeñas costritas producidas por los pines del cabezal de aplicación. El resultado completo se consigue progresivamente a lo largo de uno o dos meses. En ese momento, se puede valorar una nueva sesión si fuese necesario.

Tiene gran importancia el tratamiento combinado de la radiofrecuencia mediante Face Tite y la fraccionada mediante Morpheus 8. Mientras Face Tite actúa sobre el descolgamiento de los tejidos a nivel más profundo, Morpheus actúa sobre las irregularidades existentes en la piel consiguiendo un tratamiento integral.